7/1/13

Vehículo de transporte : Anvil


Sin lugar a dudas la Corporación Zhandarie es la mayor empresa tanto a nivel de volumen de ventas como de desarrollo de todo tipo de productos, desde armamento pesado hasta enseres caseros o de viaje. Por supuesto dentro de su extensa gama de productos Zhandarie incluye un repertorio muy amplio de transportes y vehículos de todo tipo para satisfacer las necesidades de cualquier ciudadano a lo largo de toda Zhedra.

Una de sus líneas de producción más exitosas es la de vehículos ligeros de combate que son muy apreciados por mercenarios, aventureros e incluso pequeños caciques y jefes de guerra. Entre todos ellos el vehículo mejor valorado es el “Anvil”.

El VTR SR-8 Anvil es un vehículo 4x4 todoterreno de gran capacidad con blindaje ligero y motor de alta autonomía a bajo coste. Se diseñó a finales de la Primera Gran Guerra teniendo en cuenta los enormes paramos y yermas distancias que habían quedado entre los territorios poblados buscando dar versatilidad al viajero y aventurero que ya no se tendrían de preocupar nunca más del estado de las carreteras y caminos o de unirse a caravanas más grandes para viajar. El Anvil les proporcionaría un medio de transporte barato y austero que no les dejara tirados.


Su construcción busca ser sumamente sencilla. Incorpora un motor eléctrico alimentado generalmente por baterías de alta eficacia o generadores a base de hidrógeno.  Su interior es muy amplio y no contiene ningún lujo innecesario, cada pieza ha sido medida y estudiada para dar el mejor rendimiento al menor precio y poder por tanto tener unas ventas muy elevadas en medio de sociedades tan precarias como las que pueblan los yermos de la Tierra de Nadie.

En su modelo básico se le dió una capacidad para hasta 10 personas sentadas,  acomodando óptimamente el espacio. En Zhandarie sabían que los usuarios de este vehículo pasarían muchas noches en los caminos así que diseñaron un interior limpio de asientos completamente plegables que permitiera aumentar el espacio horizontal por la noche y poder dormir, y un techo amplio con soportes en el que cargar cientos de kilos peso pudiendo así dejar el interior libre de todo estorbo.

Al vehículo se le incorporaron ruedas sin yanta de nueva generación sustituyendo la goma inflada por una serie de  celdas radiales y hexagonales compuestas por materiales muy resistentes de alta flexibilidad que permitieran por un lado resistir los pinchazos y roturas más severas  por otro que las ruedas se acomoden y adhieran con facilidad a cualquier superficie por abrupta que sea.

Pero el diseño del Anvil no se quedaba ahí, los ingenieros y directores de la división Nardell de Zhandarie, responsables del desarrollo de vehículos ligeros, sabían que no solo aventureros  recorrerían los páramos en tiempos como estos. Multitud de bandas de mercenarios y bandidos se agrupaban atacando y saqueando aldeas y asentamientos, y por supuesto necesitarían vehículos, así que, ¿Por qué no sacar partido de ello? Diseñaron en Anvil con la suficiente versatilidad como para extenderse en multitud de ramificaciones diferentes, todas ellas usando piezas comunes y modulares que permitieran desmotarlos y transformarlos a voluntad con los materiales adecuados. De esta forma  fueron naciendo multitud de nuevos vehículos llamados a abastecer de forma barata las necesidades de todo grupo de maleantes sin buenas intenciones.



En la actualidad millones de estos vehículos han sido construidos en las enormes factorías de Zhandarie por lo que es fácil encontrárselos  ya sea en la carreta, en ciudades y asentamientos, u oxidándose en algún rincón.  Algunos grupos de mercenarios usan varios de estos vehículos como bases móviles mientras deambulan de aquí para allá buscando trabajo.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada